Nuestra ciudad nació y se desarrolló a partir del texto de la Ley Nacional N° 817 del 19 de octubre de 1.876 sancionada durante la presidencia del doctor Nicolás Avellaneda, conocida con su nombre y vinculada específicamente con las corrientes colonizadoras establecida por la Constitución Nacional de 1853.

El 30 de abril de 1888 – 12 años después – el gobierno de Julio Argentino Roca concede a don Benjamín Zapiola una fracción de terreno de 40.000 Has. Para colonizar de acuerdo con el artículo 104 de la Ley Avellaneda, quien, al no poder cumplir con los contratos establecidos, transfiere el fondo territorial, al señor Ruggero Bossi, esposo de doña Clorinda Pietranera, el 14 de febrero de 1889.

Los primeros trabajos de mensura territorial periférica de dos fracciones de terreno de 40.000 has. Cada una, fueron llevados a cabo por el agrimensor de la Dirección de Colonización y Tierras Fiscales ingeniero Genulfo Sol, designado por decreto del Poder Ejecutivo Nacional del 24 de diciembre de 1888.

La sociedad Ruggero Bossi – Manfredi de Hertelendy y Cia. solicitan al agrimensor actuante en agosto de 1893 la subdivisión interna de la concesión otorgada, planos elevados a la División Geodesia del Ministerio de Agricultura y Ganadería de la Nación en fecha 25 de abril de 1895, donde queda establecido la subdivisión perimetral de los campos y la subdivisión interna de la colonia Clorinda como comienza a llamarse en homenaje a la señora de Ruggero Bossi.

El 29 de septiembre de 1899 el gobierno nacional a través de la Escribanía Mayor acuerda los títulos definitivos a los descendientes de Manfredi de Hertelendy y Cía. y más tarde por imperativo de su padre Manuel Marana, a la viuda de aquél y sus tres hijos: Aníbal, Jorgelina y Rolando de Hertelendy

El poblamiento – inicialmente espontáneo y por contratos de colonización desde 1893 fueron configurando la urbanización de esta ciudad fronteriza hasta la mensura definitiva, ordenada por doña Elvira Marana de Hertelendy a los agrimensores Tapia y Félix Catáneo, quienes desde 1915 y hasta 1954 fecha en que se aprobaron la actual planta urbana y posterior extensión a los barrios de viviendas del I.P.V. establecieron las coordenadas y los límites del ejido urbano, que fueron modificados a medida del crecimiento demográfico de la ciudad.

Ricardo Romano
ricardo.romano.cn@outlook.com