HOMENAJE DIA DE LA BANDERA NACIONAL

Señor presidente, señores diputados, es para mí un gran honor ser quién, en nombre del bloque del FPV PJ, referencie sobre el 20 de junio, día de la bandera nacional y de esta forma además rendir un justo homenaje a su creador, el general Manuel Belgrano.

Ese emblema de color celeste y blanco que, hace aflojar nuestro sentir patriótico y que tantas emociones nos genera cuando la enarbolamos, cuando le cantamos o cuando la arriamos es un verdadero símbolo de paz.

Originariamente su creador, dicen muchos historiadores, quiso otorgar una identidad a la tropa a su mando, otros hablan de una tropa decaída a la cual el general Belgrano pensó en levantarles el ánimo y fortalecerles el espíritu. Lo real y concreto es que  desde su creación, la bandera argentina es nuestra identidad ante el mundo, es el orgullo máximo que tenemos todos los argentinos.

Fue en Rosario a orillas del Paraná, el 27 de febrero de 1812, donde el general Belgrano enarboló por primera vez la bandera argentina. Lo hizo ante las baterías de artillería que denominó “Libertad” e “Independencia”, donde hoy se ubica el Monumento Histórico Nacional a la Bandera, en la ciudad santafesina.

A partir de allí, ya nada fue igual. Afloraron con mayor fuerza los sentimientos patrióticos de la tropa en cada contienda contra el enemigo. Y también ya, con la Argentina libre, se la adoptó para siempre como símbolo patrio.

Ese símbolo patrio siempre logró unir a los argentinos. No solo en las guerras sino también en tiempos de paz. Cada actividad oficial, cada movilización popular, cada encuentro deportivo, cada reclamo del pueblo siempre es con la bandera nacional en alto. Incluso es gratificante ver argentinos en el exterior mostrándose con la insignia patria en sus manos.

Es nuestro deber mantener vivos estos sentimientos. Promover siempre el amor, el respeto y jurar lealtad a nuestra bandera nacional. Y así como nos debemos exigir esto también debemos repudiar a quienes, diciéndose argentinos, propician la perdida de valores y de sentimientos patrióticos, a tal punto de- incluso- pretender resignar soberanía en las Islas Malvinas, donde alguna vez volverá a izarse y para siempre nuestra celeste y blanca.

Hoy vemos como se propone a la sociedad en forma indirecta esa pérdida de sentimientos patrióticos. No se hace en forma directa sino en forma solapada. Cuando se reemplazan próceres por animales autóctonos en los billetes de legal circulación, cuando se habla que recuperar Malvinas sería más déficit para la nación, cuando se genera un endeudamiento descomunal del pueblo argentino, cuando se eliminan beneficios sociales, cuando se pretenden flexibilizar las leyes laborales, cuando se estigmatiza al trabajador, cuando se ataca al sector docente, ahí se está atentando contra nuestra bandera nacional, se atenta contra los demás símbolos patrios y contra nuestra carta magna.

El pueblo argentino siempre, tanto en los mejores como en los peores momentos, optó por salir a pronunciarse portando la bandera nacional. Estos tiempos de profunda crisis, donde día a día vemos como trabajadores, obreros, docentes, científicos e investigadores, trabajadores de la salud, metalúrgicos, Pymes, profesores universitarios ganan las calles de todo el país para decirle al actual gobierno nacional “basta de ajuste”, nos muestran un pueblo reclamando unido y siempre con una bandera argentina flameando o siendo portada por los trabajadores.

Ese símbolo patrio debe servir ahora, así como sirvió en 1812, para levantar el espíritu del pueblo argentino, para unirnos contra el ajuste, contra el endeudamiento. Para unirnos y luchar contra la quita de derechos sociales, verdaderas conquistas del pueblo argentino. Debe unirnos para lograr un país mejor, donde se deje de avanzar contra el pueblo mientras se beneficia a los sectores más pudientes de la argentina.

En 1812, en Rosario el general Belgrano la izó por primera vez frente a las artillerías “Libertad” e “Independencia” y allí todavía flamea. Hoy, paradójicamente, son la libertad y la independencia las que  debemos defender y para ello no debemos dudar en enarbolar la bandera nacional junto a las banderas de la independencia económica, la soberanía política y la justicia social.

FELIZ DIA DE LA BANDERA NACIONAL!!!